Queratosis Seborreica

Las queratosis seborreicas son unas lesiones queratinocíticas (que se desarrollan a partir de los queratinocitos, las células de la epidermis) benignas que se presentan como unos “bultos” elevados con una superficie áspera. Pueden adoptar diferentes colores, entre los que se incluyen, el amarillo, gris, marrón o negro. En la mayoría de los casos da la impresión de que los hubieran “pegado” a la piel, y se caracterizan por una elevación leve o marcada sobre la superficie de la piel. Es frecuente encontrar varias o incluso muchas en una misma persona pues podrían tener algún tipo de predisposición familiar.

Ocasionalmente, el melanoma y otros tipos de cáncer de piel pueden parecer similares a las queratosis seborreicas, por lo que es de vital importancia disponer de un diagnóstico acertado.